21.8.10

Me irrita de sobremanera que cuando llaman por teléfono a mi casa los diálogos sean así:
-Hola?
-Hola, Mirti?
-No, Belén habla.
-Aaaahhh... Mami está?
-...... no.
-Aaaahhh... bueno, decile a mami que llamé.
-...... de parte?
-De la doctora XXX.
-Chau.

O sea, ¿qué necesidad hay de hablarme como si tuviera cinco años o un problema? Me dan ganas de putearlos un poco.

No hay comentarios: