21.8.10

Para todos los que tuvieron la desgracia de encontrarse conmigo esta semana: perdón. Les juro que la "histeria severa" se me pasó.

No hay comentarios: